NOVIEMBRE 2016  
TACTIONEWS
GESTIÓN
La transformación digital y su impacto en el empleo

Lorenzo Garrido, Director de Consultoría de Tactio

“El reto de la transformación digital de la pyme familiar” es el enunciado del encuentro con empresarios del sector del calzado celebrado en Elche (Alicante), en el contexto de la colaboración entre Tactio y Avecal (Asociación Valenciana de Empresarios del Calzado). En la sesión se planteó un tema de actualidad, que genera tanta curiosidad como preocupación entre los empresarios.

El propósito era acercar a los asistentes una visión clara sobre la importancia y necesidad de abordar el desafío digital con garantías y, a continuación, plantear un debate-coloquio que permitiera un intercambio de ideas y reflexiones.

Un nuevo paradigma

Nos hemos acostumbrado a estar conectados, a tener acceso a mucha información, en cualquier momento y desde cualquier lugar. Pero la pregunta es: ¿realmente sabemos interpretar su importancia y valor en el contexto global del mundo de internet y las nuevas tecnologías? Y, lo que aún es más importante, ¿están nuestras empresas igualmente preparadas y adaptadas al universo digital?

Es un hecho que el entorno empresarial está cambiando. La transformación digital no es una revolución tecnológica, como pudiera parecerle a quienes la asimilan con la explosión tecnológica que supuso para las empresas en los años 90 informatizar sus procesos de gestión y sistemas de información.

La transformación digital no es un cambio tecnológico en sí, sino un cambio cultural a través de la tecnología. Y aquí radica precisamente la clave de la cuestión, ya que no implica únicamente la modernización tecnológica, sino que representa un ejercicio mucho más profundo de adaptación al medio. El modo de mostrarse al mundo puede representar la diferencia entre existir y tener capacidad de influir, o simplemente ser irrelevantes a los ojos del mercado.

En definitiva, la transformación digital implica la adaptación a una nueva realidad, es casi una cuestión de supervivencia. Y en este sentido, las pymes españolas tienen que hacer un esfuerzo mayor en digitalización, porque en numerosas ocasiones van retrasadas, precisamente porque por su idiosincrasia son más proclives a una evolución lenta de su propia cultura empresarial.

Digitalización de la pyme y empleo

En contra de lo que pudiera llegar a parecer a los ojos de los más tradicionalistas, el fenómeno de la transformación digital no es asimilable a los grandes cambios que se produjeron en las empresas como consecuencia de la progresiva mecanización y robotización de muchos procesos industriales.

Por aquel entonces –hablamos de las diferentes oleadas de cambios tecnológicos que han venido sucediéndose desde finales del siglo XIX fundamentalmente– la progresiva introducción de la máquina condujo a la destrucción de puestos de trabajo. Esto pasó especialmente en aquellos casos en los que la tecnología sustituía a la mano de obra directa y/o poco cualificada.

Pero la realidad a la que nos enfrentamos hoy en día es bien distinta. En efecto, el desafío digital representa una nueva forma de enfrentarse al mundo, otra forma de conectar y relacionarse con el mercado, el entorno de la empresa y los diferentes grupos de interés (proveedores, clientes, socios estratégicos, accionistas, trabajadores, sociedad…). Y para ello se requieren profesionales cualificados y capaces de comunicarse con el mundo en clave digital.

Pero ello no implica necesariamente prescindir de los empleados analógicos para sustituirlos por otros más digitales, sino que en la mayoría de los casos bastará con plantearse un ejercicio de adaptación. Del mismo modo que en su momento todos tuvimos que adaptarnos al uso de los ordenadores y a la progresiva informatización de nuestras vidas.

Más aún, esta nueva realidad puede llevar aparejado, como así viene sucediendo, la creación de nuevos puestos de trabajo para cubrir necesidades que se crean en ámbitos de trabajo muy especializados. Es el caso de desarrolladores web, administradores de ‘big data’, especialistas en marketing y comunicación digital, gestores de comercio electrónico, expertos en redes sociales, responsables de seguridad digital, etc.

En definitiva, la transformación digital no es una amenaza para el empleo, sino que debe interpretarse en clave de oportunidad para la creación de puestos de trabajo cualificados que contribuyan al desarrollo de las empresas. De esta forma, se hacen más eficientes sus procesos y se mejoran sus niveles de competitividad y su capacidad de seguir actuando en un entorno cada vez más exigente.


¿QUIERES SUBSCRIBIRTE A TACTIO NEWS? | CONTACTO | WWW.TACTIO.ES
Prohibida la reproducción total o parcial de cualquier información gráfica o literaria que aparece en esta publicación sin previa autorización, a excepción de enlaces directos desde otros sitios webs cuyo objetivo sea identificar la fuente de una información de la que TACTIO posee su propiedad intelectual. Esta publicación ha sido redactada en términos generales y debe ser contemplada únicamente como una referencia general. TACTIO no se hace responsable de la opinión de sus colaboradores ni se identifica necesariamente con la misma. Esta publicación no puede utilizarse como base para amparar situaciones específicas y no debe considerarse completa sin obtener un asesoramiento profesional específico previo. TACTIO declina cualquier responsabilidad ante cualquier pérdida derivada de cualquier acción realizada o no por cualquier individuo al amparo de la información contenida en esta publicación o ante cualquier decisión basada en ella.