Radiografía económica de las empresas de Castellón

El tejido empresarial de la provincia de Castellón empieza a reverdecer tras años de travesía del desierto durante la crisis. Todos los indicadores económicos constatan, en menor o mayor medida, una recuperación en la que destaca el comportamiento de la industria cerámica y el turismo, auténticos motores del crecimiento en la provincia de Castellón.

El paro según la EPA se ha situado en 19,52% en el primer trimestre del 2017 con un total de 51.500 parados, 6.200 parados menos que en el mismo periodo del año pasado.

El azulejo, la industria de Castellón por excelencia genera más de 20.000 empleos. La producción cerámica alcanzó los 492 millones de euros en el 2016, un 11,8% más, y llegó casi a los niveles previos a la crisis, en el 2007. La exportación conjunta de productos, fritas y esmaltes y equipamientos rondó los 4.802 millones de euros, tras seguir al alza, un 4,8% más.

El clúster cerámico es el segundo sector que aporta más valor añadido bruto a la Comunitat Valenciana. En cuanto a exportación, se llegó a la cifra en 2016 de 6.469 millones de euros, un 3,21 más que el año pasado. En lo que respecta al turismo, el otro gran eje económico de la provincia de Castellón, la cifra de viajeros aumentó en 1,7 millones de turistas en 2016.