La innovación de Euskadi desciende algunos peldaños

Euskadi ha caído en 22 puestos en el listado que determina la apuesta por la innovación en todas las regiones europeas Según el European Innovation Scoreboard 2019. Además de perder posiciones en el ranking, la innovación vasca parece alejarse –siempre según el trabajo presentado por la Comisión Europea- de la media de las regiones analizadas. Tanto que la calificación de la innovación vasca ha sido degradada de ‘fuerte’ a ‘moderada’, según la nomenclatura que usa este trabajo, encargado a varios profesores de la Universidad de Masstricht.

El presidente de Innobasque, Manu Salaverría, ha matizado algunas cuestiones del estudio de la UE, como el hecho de que los datos de cada uno de los índices regionales se ajusten con un dato de corrección nacional. En este caso, ha apuntado, el índice corrector ligado a España ha descendido, lo que también ha contribuido a rebajar la calificación del País Vasco. Pese a ello, Salaverria ha admitido que dejando a un lado ese efecto de corrección, Euskadi ha perdido posiciones. Efectivamente, aunque la innovación ha mejorado en los últimos años, en otras regiones europeas ha avanzado más. Salavarria ha apuntado que «parece que entramos en un ciclo de cambio» en el que la innovación en el País Vasco mejora, fruto del incremento de la inversión en estas áreas por parte de las pequeñas y medianas empresas.

 

La consejera Tapia reconoció que los últimos resultados sobre la innovación en el ámbito regional europeo confirman que Euskadi se encuentra en la mitad de la tabla porque, entre otras razones, no ha logrado impulsar la innovación en las pequeñas y medianas empresas después de la crisis como sí lo han hecho las regiones punteras de Europa. La responsable de Desarrollo Económico reconoció públicamente su insatisfacción por el «aprobado justito» que le otorga Europa en una materia fundamental.

Por su parte , España ocupa el puesto 19 de 28 en el ranking de innovación de la Unión Europea, según el European Innovation Scoreboard 2019, publicado ayer por la Comisión Europea. España cae tres posiciones respecto a un año antes, superada por Italia, Estonia y Chipre, y se mantiene dentro del tercer escalón europeo, entre los países considerados “moderados” por su nivel de innovación.